Opinión sobre el 3er Festival de Quesos y Vino en Tlaxco

Compartir

En la Hacienda de San Antonio Acopinalco, del municipio de Tlaxco, se llevó a cabo el 3er Festival de Quesos y Vino, al cual contó con alrededor de cien asistentes que pudieron degustar distintas variedades de queso acompañados de vino de Casa Madero.

Fue el pasado domingo donde en la hermosa hacienda se realizaron diferentes actividades culturales -que dejaron mucho que desear-, con el fin de dar a conocer la historia de los primeros quesos que fueron elaborados en el municipio por parte de la familia Zamora.

Como parte de las actividades se realizó un recorrido al interior de la hacienda, de la mano de Roberto Zamora Gracia, descendiente de ésta familia, que ha buscado preservar y difundir la cultura de los quesos regionales.

Posterior al recorrido, se llevó a cabo una demostración de Ulamaliztli, Juego de Pelota Mesoamericano, a cargo del equipo tlaxcalteca “Yaocoyotl” (Guerrero Coyote en náhuatl), quienes también realizaron danza mesoamericana y canto en lengua náhuatl.

Por último, se realizó el tan esperado  maridaje -por el que los asistentes habían pagado-,  que consistió en un menú de tres tiempos para degustar las variedades de vino blanco y tinto ofrecidas por Casa Madero.

LO MALO

Pese a que pareciera que las intenciones son buenas en la cuestión de querer difundir parte de la historia y la cultura de los quesos en Tlaxco, el evento careció de buena organización y distribución de sus tiempos, pues no se respetó el horario establecido y se quiso amontonar pequeñas conferencias en lugares no adecuados.

¿A qué se hace referencia con las “intenciones”? pues Roberto Zamora Gracia, dueño de la hacienda, explicó que como Tlaxco significa “lugar del juego de pelota” y además se le conoce por la elaboración de quesos, era una buena oportunidad de conjugar la historia y darle difusión a la misma.

>>>  Continúa “Festival Sinfónico 500 Años”

Parecería buena idea que en Tlaxco se invitara a jugadores de Ulama como para darle contexto a la oportunidad, difundir este juego ancestral y además hacer parecer que sí les importan las costumbres de los antiguos anahuacas, porque además Acopinalco significa “lugar de agua que brinca entre piedras”.

Pero pues, en una hacienda hermosa en la que asistió gente que pudo pagar para degustar vino y comprar quesos que no son baratos, personas vestidas como guerreros ancestrales, con copillis y rostros pintados, no sólo estaban fuera de lugar sino que además estuvieron como mero entretenimiento de gente rica.

Para ser más específico, a los jugadores se les pidió que estuvieran atentos por si alguien quisiera preguntar o conocer más sobre el juego, por lo que ellos y ellas, las danzantes y los jugadores, estuvieron parados un buen rato, sin comer, mientras los asistentes degustaban su vino y su queso fino.

Sumado a ello, los asistentes también padecieron la mala organización, pues se sentaron en mesas redondas en un patio techado donde se encerró el olor a carne asada, y con rebanadas de queso frente a ellos que no pudieron degustar.

Lo anterior debido a que se les ocurrió dar una especie de conferencia histórica, por parte del dueño, y una introducción a los quesos,  por parte de la representante de la empresa de quesos “San Roque” – que sí valió la pena- y sólo hasta el final se pudo maridar.

Y como dato curioso, Roberto Zamora Gracia, ex diputado de la Sexagésima Primera Legislatura y quién fue presidente Comisión de Finanzas y Fiscalización, es conocido por haber incurrido en actos de nepotismo y aprobar cuentas públicas cuestionables.

>>>  Festival Celebrate Mexico Now cumple 15 años de vida en Nueva York

“Roberto Zamora Gracia, calificó como tonterías los señalamientos respecto al caso de su sobrina, Mariana Jiménez Zamora, quien supuestamente cobra sin trabajar en el Congreso local desde el inicio de la LXI Legislatura local”. (Vía: 385 grados)

Además, el ex diputado y presidente de la Mesa Directiva, Julio Álvarez García, también estuvo presente en el festival y también fue acusado de nepotismo, pues se le atribuyó haber colocado a su esposa dentro de la nómina del congreso local para cobrar sin siquiera trabajar.

“Lo anterior se desprende de un recibo de cobro de la esposa del legislador, quien de acuerdo al periódico (La Jornada de Oriente) cobra sin trabajar  en lo que lleva la legislatura, es decir casi tres años.

Contrario a lo que establece la legislación estatal, tanto el presidente de la Comisión de Finanzas y Fiscalización, Roberto Zamora Gracia, como el titular de la mesa directiva del Congreso local, Julio César Álvarez García, habrían incurrido en diversas omisiones al dar empleo a su sobrina y esposa, respectivamente”. (Vía: Despertador Tlaxcala)

Además hay que añadir que alguna vez fue actor de reparto de una película llamada Perro Negro, donde personificó a un “notario corrupto, papel actoral que dicen sus compañeros de realización le queda a la perfección”. (Vía: Zona Crítica)

LO BUENO

Lo único bueno de éste festival fue que se aprendió algo de degustación de vino de la mano del Sommelier de  Casa Madero, Daniel Valdez.

Lo primero es que uno debe tener dinero para pagarse un buen vino. Para diferenciar a un buen catador de un fanfarrón se deben tener en cuenta diferentes factores.  

>>>  Entrega Sandra Chávez prendas de la "Caravana Invernal 2018" en Zitlaltepec y San Pablo del Monte

Primero se debe dejar respirar al vino antes de servirlo, agarrar la copa del tallo para que no se caliente el líquido. Para detectar aromas se debe oler el vino a nariz quieta, es decir sin agitarlo, para no mezclar olores o notas desagradables que denotan a un vino malo.

Posteriormente,  al no detectar aromas como a trapo mojado o humedad, se puede proceder a agitar levemente para oxigenar y percibir las notas de los ingredientes que componen al vino.

Cuando se toma el vino, el primer trago no cuenta, pues el PH de la boca combinado con el del vino chocará haciendo que aparezca de un sabor desagradable al gusto, por ello el segundo trago es el que cuenta, pues da el tiempo suficiente para que la boca se acostumbre.

El Sommelier explicó que el maridaje es el matrimonio entre el vino y un alimento, en el caso del vino blanco, su maridaje perfecto se hace con queso; en el caso del tinto, el maridaje es mejor con carne asada, pastas y queso.

La temperatura también es importante, mientras que un  vino tinto se puede degustar a temperatura templada, el vino blanco debe beberse frío.

Con este conocimiento traído de los círculos elitistas para todo el público, usted podrá demostrar su comprensión en vinos, investigar un poco más y demostrar que el gusto del vino no sólo es para ricos.  

Texto y Fotos: Melisa Ortega

Compartir