Con lluvia, música y propuestas de acción ciudadana, así se vivió el Festival “Aguas Celestiales”

Las nubes, que desde hacía rato musitaban una vendimia sagrada, por fin habían dejado caer su serena agua. En el atrio de Santiago Tepeticpac, los atecocolli comenzaron a sonar para anunciar la visita de Tláloc, que con la lluvia que sus hijos los tlaloques regaban, agradecía la ofrenda que momentos antes se había colocado en su honor.

Con lluvia, ofrendas, música en vivo, murales y, sobre todo, con la participación ciudadana, así se vivió el Festival Comunitario 2022 “Aguas Celestiales”, una iniciativa que busca concientizar y crear acciones para el cuidado del vital líquido que cada vez más está haciendo falta en diferentes comunidades, estados y países del mundo.

Juan Carlos Hernández López, empresario fundador de NANO-ViD y colaborador en el Movimiento Solidario Tlaxcalteca (MST), es el promotor principal de esta iniciativa de propuestas comunitarias para el cuidado del agua, que se ha realizado a través de festivales que incentivan la participación ciudadana.

Mediante el proyecto “Cultura del agua” se comparte con las comunidades involucradas el conocimiento científico y ancestral del vital líquido, no solo para reconocer al agua como el recurso más importante y valioso, sino también para entablar propuestas de acción que realmente se lleven a cabo para su cuidado.

“Altepeme (de origen náhuatl que refiere la organización política de la mayoría de los pueblos mesoamericanos) significa “Cerro de Agua”, esto quiere decir que dónde hay agua hay vida, y donde hay vida puede haber gobierno, entonces para nosotros repensar nuestra situación era repensar cómo podemos actuar y redescubrimos que el agua es fundamental para todo esto.

En este año, es la tercera vez que se realiza este festival que va siguiendo el ciclo del agua, que es un ciclo que empieza desde el subsuelo, sigue con el agua que se evapora, se condensa en las nubes y baja otra vez al subsuelo. Entonces empezamos con Aguas del Mictlán, que fue en noviembre, cuando el agua estaba en el subsuelo; luego Aguas del amor donde el agua empieza con la tracción y el cambio del clima; y posteriormente Aguas celestiales donde el agua está en el cielo”.

>>>  “El respeto a los derechos humanos es la base de los programas de mi gobierno”: Lorena Cuéllar

Juan Carlos, externó en entrevista a este medio, que su preocupación por el agua va ligada al conocimiento de nuestros ancestros, en donde se redescubre el conocimiento ancestral y se conjuga con el de la ciencia.

“Esperamos que el próximo año este festival se pueda replicar de manera más grande y que más gente se vaya sensibilizando sobre este tema. Vemos, por ejemplo, lo que pasa en Monterrey y Tlaxcala también está en números rojos, lo que quiere decir que se encuentra en un estrés hídrico, entonces necesitamos ponernos las pilas ya. Esto puede pasar en 20 años y no es mucho.”

Añadió, que en dichos festivales ha habido bastante participación de las comunidades en donde se realizan, pues los mismos vecinos pueden vender sus productos, aprender de las conferencias o charlas, comer, escuchar música y desfrutar de los eventos que de realizan. Además de que no solo los vecinos, sino incluso Conagua, colectivos o las presidencias de comunidad se ha integrado para llevar a cabo estos festivales.

“Lo que queremos es que la gente sepa. Somos tres cuartas partes agua y vivimos en un planeta de gua. Debería ser la preocupación número uno de la política pública, número un [en participación]. Vamos a buscar que desde los niños hasta los grandes sean unos verdaderos cuidadores del agua.

Un cuidador del agua lo definimos como aquella persona que se informa, participa y transforma. Son tres acciones necesarias. Podemos ser cuidadores, primero, dándonos cuenta de lo importante que es el agua para nuestra vida. No diría más. Vivimos en un mundo tan globalizado que parece que todo está desarticulado y no es así. Tenemos esa necesidad de reproducir la vida a través del cuidado del agua, no es posible que la desperdiciemos como está sucediendo.”

>>>  Invitan a concierto “Grandes Genios de la Música” del festival Sinfónico 500 Años

Sobre por qué hacerlo en una comunidad como Tepeticpac comentó que dicha comunidad tiene su origen desde los antiguos pueblos tlaxcaltecas, debido a que fue el primer Tlahtocáyotl que se fundó después de una migración de 600 años y que dio origen a la sociedad tlaxcalteca actual.

Es lo que buscamos, desde aquí contribuir a toda la pluriculturalidad de Tlaxcala. Sabemos que está la zona de Ixtenco, la comunidad nahua de Contla y de los pueblos de la montaña, y en esta zona reconocer nuestra cultura que está tan ligada a Tláloc, al aire, a la tierra, al fuego, todos los elementos, a la vida…”

Para concientizar acerca del agua, se desarrollaron diferentes actividades como un ritual ceremonial para ofrendar a Tláloc; una obra de títeres titulada “Tlaloque”; una charla informativa a cargo de la Dra. María de Lourdes Hernández Rodríguez, así como propuestas ciudadanas por el Dr. Ángel David Flores Domínguez, ambos del Colegio de Tlaxcala.

De las propuestas ciudadanas, se vale resaltar que estuvieron presentes miembros de las comunidades de San Pedro Tlalcuapan y Muñoztla, que compartieron también la preocupación que enfrentan acerca del gusano descortezador, y cuyas propuestas ciudadanas tuvieron como fin hacer una faena de reforestación en la montaña para finales de agosto, en palabras de Juan Carlos, “para que las propuestas no solo se queden en eso, sino que de verdad de haga algo”.

Además, también se llevaron a cabo otras actividades como realización de murales con temática del agua a cargo de Tlacuache pintor, y música en vivo de artistas y bandas locales como Manuel Yaratu, Palomazo Radikal, Tuna Colecta y Kabila Safi.

>>>  Celebra Totolac el día de muertos con gran festival lleno de color y algarabía

Cabe mencionar que el Movimiento Solidario Tlaxcalteca (MST) es una plataforma de participación ciudadana que se desempeña mediante cuatro ejes principales que son social, económico, educativo y ambiental que, a través de sus dos proyectos más destacados, Economía solidaria y Cultura del agua, busca la contribución de toda la comunidad.

Texto y fotos: Melisa Ortega