La fábrica abandonada de Papalotla

Compartir

Al filo del municipio de Papalotla, en la frontera entre Tlaxcala y Puebla, existe una fábrica de textiles abandonada que yace lentamente consumida por el hábitat que la rodea.

A sus paredes les han brotado raíces, el suelo se ha cubierto de maleza. Los árboles han roto el concreto del suelo y los caminos que conducen por el laberinto de pasillos y habitaciones que lentamente se desmoronan.

En el corazón de una zona industrial donde diferentes fábricas maquilan diversos productos, los pobladores cuentan que fue posiblemente por haber caído en la quiebra que la fábrica “abandonada” cerró sus puertas hace alrededor de 20 años.

Los vestigios de sus ruinas aún presumen la arquitectura que combina el estilo moderno y colonial que forra las paredes que lentamente, a causa de la humedad y el abandono, se despedazan.

Sin embargo, pese a que la naturaleza ha ido recobrando su espacio, aquellas ruinas no están exentas de actividad humana. Los artistas urbanos han encontrado entre sus paredes los lienzos para plasmar sus obras.

Además, los pasillos poseen vestigios de parejas y drogadictos que han dejado sus huellas, al igual que las historias sobre apariciones misteriosas y ruidos que se escuchaban cuando aún la fábrica operaba.

Mel-Atl

Fotografías: Noemi López // Melisa Ortega // Alex Camargo

Compartir
>>>  Médicos del IMSS separan con éxito a siameses en Guanajuato