Grupo Ambientalista Tlaxcala realizará este sábado el «Segundo Concurso Estatal de Calabazas 2023»

El concurso contará con tres categorías diferentes; Extranjera, Regional y Chilacayote, sin embargo, se premiará a todos los participantes.

Se pretende robustecer la variedad de semillas, con lo que se diversificaría la producción con miras a hacerla más rentable, así como promover la agroecología.

E. Guzmán / 27-10-2023

Con la intención de promover el cultivo de vegetales de óptima calidad, la promoción de abonos orgánicos y la agroecología en la entidad, el Grupo Ambientalista Tlaxcala, llevará a cabo este próximo sábado 28 de octubre, la segunda edición del “Concurso Estatal de Calabazas 2023” en la comunidad de Tepehitec.

En entrevista para este medio, Ivanov García Santacruz, perteneciente al grupo ambientalista, detalló, el concurso contará con la participación de productores herbáceos de toda la entidad, quienes presentarán los ejemplares de frutos de mayor tamaño en su producción.

“Serán tres categorías diferentes; el primer lugar son tres mil pesos en categoría extranjera y regional, en la categoría de chilacayote son dos mil pesos, en los segundos lugares va disminuyendo hasta el tercer lugar, pero todos los participantes vamos a tener premios por el esfuerzo que todos hicimos”.

Precisó que, desde la realización del primer concurso estatal el año pasado, se tuvo una buena aceptación, aunque una pequeña participación, empero, reconoció que, se espera en esta edición se tenga una mayor participación de productores y participantes.

“El año pasado fuimos como unos quince participantes, en esta edición, hasta mañana sabemos el número exacto, pero más o menos somos treinta los que vamos a concursar, los participantes son de todo el Estado, no tenemos personas de ningún otro estado, tenemos nuestro club donde compartimos experiencias”.

Pormenorizó que, con la importación de semillas, principalmente de Estados Unidos, y en la producción de calabaza se requieren más cuidados e inversión, además de tener un riesgo en las mismas, derivado de la regulación de semillas en lo referente a su importación, sin embargo, confió en producir ejemplares para el próximo año.

>>>  Apertura Amaxac ventanilla para ingresar al programa PAISA

“La desventaja de la semilla importada es por los cuidados, sobre todo porque llegan abortar las calabazas, aunque tengan tamaños importantes, requieren más cuidados diarios y mayor inversión en la producción, fue un poco complicado, pero supimos llevarlo y pretendemos ya tener semillas para el próximo año y enriquecer la variedad de calabaza que, se produce en el Estado”.

Especificó en el grupo ambientalista al que pertenece, se cuenta con alrededor de diez diferentes variedades de frutos de calabaza, toda vez que, estas mismas pueden fortalecer, enriquecer y diversificar las variedades, para con ello, tener opciones para los productores, lo que podría traducirse a hacer más rentable la producción y con ello, extenderse a mercados regionales o nacionales.

“En el Estado no tenemos un estimado, pero tan solo en el grupo que nos reunimos mañana, tenemos alrededor de diez diferentes tipos, somos ricos en cuantos a las variedades que tenemos, buscamos tener opciones para los productores, la -semilla- criolla es muy importante, pero a lo mejor con otras variedades puede ser más rentable para la producción y extendernos a otros mercados más allá de nuestro Estado”, señaló.