Tlaxcaltecas unidos por la ayuda humanitaria en Acapulco

ayuda humanitaria

La madrugada de este 2 de noviembre decenas de voluntarios compuestos por trabajadores de diversas dependencias de gobierno, así como de la sociedad civil, unieron fuerzas con personal de la Secretaria de la Defensa Nacional (Sedena), para cargar un tráiler lleno de víveres desde la ciudad de Tlaxcala con destino a Acapulco Guerrero, tras los daños sufridos debido al impacto del huracán Otis en la costa guerrerense.

Al respecto la Directora del Sistema Integral de la Familia, Flor de María López Hinojosa, comentó que desde el pasado 26 de octubre, se lanzó la convocatoria para la ayuda humanitaria en Acapulco, desencadenando una respuesta masiva de solidaridad.

En este sentido, se activaron tres centros de acopio, incluyendo el Sistema Estatal DIF, así como dos en la feria Tlaxcala; uno en el recinto ferial y otro en el teatro del pueblo.
Desde entonces, estos puntos de recolección han estado operando ininterrumpidamente, recibiendo donaciones tanto de instituciones como de asociaciones civiles.

Incluso las bajas temperaturas registrada esta madrugada no impidieron que los voluntarios movidos por la solidaridad, realizarán cadenas humanas para cargar un tráiler con alrededor de 30 toneladas de suministros, que partió a las 4:00 de la mañana rumbo a Guerrero.

Así mismo, una brigada compuesta por 35 personas del Sistema Estatal DIF se dirige hacia el estado afectado para llevar a cabo diversas actividades, entre ellas,  la asistencia de Protección Civil, médicos y enfermeros con una unidad médica móvil, psicólogos para brindar apoyo emocional y actividades dinámicas para niñas, niños y adolescentes en situación de emergencia.
Además, se llevará a cabo la preparación de alimentos calientes para la población guerrerense que se encuentra en situación de damnificación.

>>>  Emprende UTT programa de reincorporación

López Hinojosa, detalló que en Clínica de las Emociones, un equipo de más de 200 voluntarios ha estado trabajando arduamente durante dos días, clasificando y preparando los insumos para su transporte y distribución.

Esta iniciativa forma parte de una Caravana Nacional del Sistema Nacional DIF, que cuenta con la participación activa de la Red de Emergencia Humanitaria (RE33), uniendo a todos los estados de la república en momentos de crisis. La colaboración y apoyo de la Guardia Nacional y de SEDENA garantiza la seguridad de esta noble labor.

Los corazones solidarios de los tlaxcaltecas se han manifestado con fuerza y generosidad en este día de asueto.
La gobernadora y su equipo han liderado esta comitiva de emergencia con determinación y rapidez, demostrando el espíritu altruista de la comunidad.

De igual forma, los centros de acopio municipales han estado en pleno funcionamiento, y se espera seguir recolectando donaciones en las próximas semanas, pues esta no es una emergencia pasajera, sino un llamado a la persistencia y la ayuda continua.

Juntos, los tlaxcaltecas demuestran que en tiempos de adversidad, son los primeros en levantar la mano para apoyar a quienes más lo necesitan. Este gesto de solidaridad es un testimonio del espíritu humanitario que impulsa a esta comunidad a unirse en momentos de crisis, demostrando que la ayuda y la esperanza son los pilares que sostienen a nuestra sociedad.